Actividades Culturales

Alumnado 1º de Bachillerato dinamiza un taller de Historia para estudiantes de la UPNA

Alumnos de 1º de Bachillerato se forman en un juego de tablero sobre la Guerra Fría y participan como dinamizadores en un taller de la asignatura de Historia del Mundo Contemporáneo y de las Relaciones Laborales.

 

En la asignatura de Historia del Mundo Contemporáneo de 1º de bachillerato, impartida por Daniel Sánchez, estudiamos la Guerra Fría por medio de un proyecto durante la tercera evaluación. Como actividad de ampliación, ofrecimos la posibilidad de jugar durante dos tardes al Twiligth Struggle, uno de los más prestigiosos juegos de tablero, que recrea la tensión política de este mundo bipolar. Esta actividad servía también como entrenamiento para las Olimpiadas de Historia, que este año estaban dedicadas a esta temática. A estas sesiones asistieron 12 personas que disfrutaron de la experiencia, aprendieron la guerra fría y se formaron en la explicación del juego a otras personas. Uno de los aspectos que más motivaron a las alumnas que participaron en el taller fue la posibilidad de acudir como dinamizadoras de esta misma actividad a un aula universitaria. Verse con sus conocimientos recién adquiridos, explicando un juego complejo sobre un periodo del que antes apenas sabían era un gran reto. Este tipo de experiencias siempre suele hacerse en sentido inverso, son las personas mayores quienes van a enseñar a los pequeños. Pero el que sean los menores quienes enseñen a los mayores es realmente motivador.

Y, efectivamente, desde la UPNA se nos ofreció la posibilidad de colaborar en la dinamización de un taller en la asignatura de Historia del Mundo Contemporáneo y las Relaciones Labores del Grado de Relaciones Laborales y Recursos Humanos, organizado por la profesora Gemma Piérola, del Departamento de Ciencias Humanas y de la Educación. También contamos con la colaboración de la Asociación de Ocio Alternativo Alter Paradox, que ayudó en la adaptación del juego a este contexto.

Durante las sesiones, lo más gratificante fue ver en los ojos del alumnado universitario el reconocimiento a las alumnas de bachillerato (Maider Ecay y Amaya de Carlos) por su “profesionalidad”, su soltura con el juego, la claridad y la paciencia en la explicación de las reglas, las aclaraciones que hacían sobre los periodos. Los alumnos mayores se veían retados al ver a los menores con tanto nivel y los menores se sentían mayores y muy responsables. Para estas chicas el mundo universitario ha dejado de ser un mundo lejano e inalcanzable. La experiencia les ha permitido visualizar su futuro con más claridad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s